viernes, 11 de septiembre de 2015

Mi programa de radio

Por Luis C. García Correa
Don Héctor Henríquez, amigo y compañero de la Radio Tamaraceite Onda Parroquial, me dedicó unas palabras de aliento que me han llenado el alma. Esto es lo que dijo: “Pues si me lo permiten todos, quiero elogiar el trabajo de Don Luis en su programa de los Viernes por la mañana a las 11.00 horas en el que participa José Julio, hablando de temas canarios de un interés tan alto que me tiene completamente enganchado al programa. ENHORABUENA!!!!! y por favor, por muchos años que tenemos mucho por aprender. Un abrazo Don Luis. Héctor Henríquez”
Estas palabras llenan todas las aspiraciones de este locutor y soñador, que quiere con pasión a la Radio, a mis paisanos y al mundo entero. La Radio es un medio maravilloso de comunicación, al que le dedico alma y cuerpo desde hace ya más de cinco años a esta Radio.
Aprovecho esta ocasión para agradecer a los radioyentes, amigos y compañeros en estos años fecundos en los que hemos podido compartir lo que sabemos y hacemos lo que podemos en la búsqueda del bien de los demás.
La Radio no es solo una devoción, es una obligación. A mí me facilita cumplir con la obligación de informar y a ayudar que tenemos todos los seres humanos.
Aplico a mi colaboración en la Radio lo que tanto repito: la honesta participación.
Los viernes a las 11 am comienza una hora en la que el amor, la responsabilidad, y la información para ayudar llenan mis aspiraciones de la participación en la búsqueda del bien de los demás.
Gracias, don Héctor Henríquez, mi amigo y mi compañero, miembro de una antigua familia solidaria: su aportación en la Radio nos enriquece a todos.
A los que escuchan y a los que leen a este locutor - bloguero, ya con unas cuantas horas de viaje por las redes y las ondas a sus espaldas, les digo que les necesito, porque son una razón importante de mi vida. Muchas gracias. Y le pido a Padre Dios que les bendiga, y que juntos fortalezcamos el bien, la felicidad y la libertad.

No hay comentarios: