lunes, 5 de octubre de 2015

Amar la libertad

Por Luis C. García Correa
La libertad es el don de la responsabilidad.
Amar la libertad es vivir camino de la santidad.
Ser santo no es privativo del creyente: es ser honesto en la libertad.

La libertad es el don de la responsabilidad.
Amar la libertad es vivir camino de la santidad.
La santidad es la vivencia constante de la honesta libertad.
Amar la libertad es vivir con honestidad.
Dichoso quien ama y vive la libertad. Está en camino de la santidad.
Ser santo no es privativo del creyente: es ser honesto en la libertad.
Todos hemos nacido para ser libres, pero la libertad no se alcanza sin la honestidad.
Amar la libertad debe ser la meta de todo bien nacido, por ser educado.
Si hemos nacido para la libertad, del mismo modo hemos nacido para la felicidad.
Anatema a quien con autoridad destruye la libertad.
Mis bendiciones y felicitaciones a quienes viven en libertad: a los que la tienen y la viven porque aman la libertad.


Amar la libertad es caminar hacia la santidad.

No hay comentarios: