lunes, 19 de agosto de 2013

Un policía de barrio como los de antes


Llevamos unos meses "disfrutando" de un policía de barrio en Tamaraceite que desborda amabilidad por todos sus poros. Encuentra un coche mal aparcado y espera a ver si el chófer ha parado un momento, si tiene que reprender a algún mayor o joven lo hace con todo el cariño pero sin perder la autoridad. Se le ve por el pueblo caminando calle arriba y calle abajo, presto y dispuesto a escuchar las quejas y sugerencias de los vecinos. Lleva una bolsa de caramelos que reparte entre los más pequeños a los que se dirige con palabras cercanas y alegres.

Todo un ejemplo este policía de barrio y que ojala dure mucho tiempo por nuestro pueblo de Tamaraceite. Porque policías como él nos recuerda a los policías de antes, los que patrullaban nuestras calles a pie y conocían los nombres y direcciones de todos los que por aquí habitábamos. ¡Olé por nuestro policía de barrio!

No hay comentarios: