miércoles, 3 de septiembre de 2014

Sin explicación pormenorizada

Por Antonio Domínguez
¿HABRÁ PAÍS DE DONDE TRAER MILLO QUE (YA  MOLIDO Y DE REGRESO A LA CASA) HUELA P0R LOS BARRANQUILLOS COMO NUESTROS TREMENDOS GOFIOS ANTAÑO?.
 SIN EXPLICACIÓN PORMERORIZADA. PORQUE LA IMPIDE PRUEBAS DE LONGITUD DE ONDA Y DEMÁS ACOTEJOS.
Me he tomado tiempo en asunto tan principal que es la convivencia, por ser problema que se extiende “por toda la tribu”. Que retumba por toda mi introspección y que como a la de usted respetado lector, también mi aprehensión sacude. ¿Tenemos alguna enfermedad? Nos preguntamos. ¡¡SÍ!… una despersonalización; la que nos esclaviza y le vamos dando por buena y para adelante… a la costumbre, a los usos, o sea, a la MODA. ¿Y por qué? ¡No lo sé! Ni se me ocurren las causas, pero viendo los efectos, no cabe duda que lo son de otros desastrosos efectos en cadena, desde mucho tiempo atrás ¿corregibles? ¡Parece no haber prisa!, estamos en una gran fiesta de borrachera donde no hay un solo guardia y a puertas trancadas  en un estado de libertades y tolerancia. A tal cachondeo hemos llegado, que, les atravesamos a las puertas de allá acá hierro por dentro, de forma que el que quiera pasar tiene tiene que dejar la mitad de su Land rover en el intento y le pondrán la cara luego a tal funerala, que no será reconocido en la vida. Yo no soy ningún facha pero estoy convencido que si no se reforman y se pintan bien estos dos conceptos que son: libertades y tolerancia;  se debe trabajar para que el más tolete por lo menos sepa (aunque mas nada sepa) que la tolerancia nada significa porque no se puede tolerar lo intolerable; que es todo; (¿Qué nos falta?; vamos cerca, en copia, de situación y mañas con ciertos países, que no nombramos  para no ofender y para no hundirnos en comparación).
La que debería ser incuestionable autoridad de los padres y profesores está puesta en tela de juicio; por el relajo y la falta de respeto a todo lo normativo y casi se muestra “amor” por el desacate. ¿Quién puede rebobinar en buenos principios la invertida situación? ¿”Que milagro se ha producido” para que esta generación que son ahora padres, tengan en Rosana, Juan Luis Guerra, Bisbal,  Bustamante… su sublimación de la música?; ¿y su frontera en escritores (el que hace el simulacro de leer un libro) a cada cual peor?; ¡en poetas vulgares verseadores, berreadores del silencio, payadores y decimistas! A los pintores no les escuchan y es lo que menos importa ¡pero es que no le miran su obra! Ya el cine se hace sin guión de diálogos con fundamento; solo se pone mucho acento en los efectos especiales de altísimo ruido, porque es lo que compra esta degeneración; que siendo ignorante total de lo que es arte, según mi opinión, queda a las puertas del carpintero pájaro (ave) que no le importa que le desbaraten su nido, porque, él con su pico atrevido vuelve y abre otro agujero.
En nuestra juventud nada era mejor ni peor, pero el arte era serio (salvo el muñequismo garabatero al que se dedicó Picasso). Y no me pregunten a mi porqué él y sus amigos consiguieron el valor nominal (de sus cuadros) del objeto de total improvisación, al macanazo. Para luego fabricársele en el seno de una exacerbación sobrenatural una fama absurda… si la comparamos con la de los maestros de la pintura. Se le puede llamar hasta ridícula a tan tremenda exageración, pero si un banquero, íntimo dice que el chaleco de D. Manuel Vieira vale mil millones, desde que se venda una vez, zas, ya los vale y el que lo tenga tiene los mil millones tan seguros como si los poseyera en oro; eso pasa con Picasso en la pintura y demás mercachifles en las demás artes.
 Bueno decíamos que, lo que hacían los artistas nos influenciaba y nos instalaba redes para pensamientos de verdadero valor. Primero que nada un artista es un ser timbrado en temples, que es la única manera de poder absorber el verdadero coste; o una manera muy importante de asumirlo (por no decir la más importante) de todas las cosas.
Esta es mi opinión yendo lo más que puedo, esforzándome, al fondo de la cuestión. Aparentemente esto no tendría nada que ver con las preguntas de orden necesario: ¿en que hemos cambiado? ¿Y por qué? Sabedor que comprende muchísimo más respetado lector, acoja mi opinión y mis respetos para usted, como reflexión a esa misma pregunta que también, creo se nota, me hago. Recomendaría un colegio en cada esquina y a poder ser hacer comprender (¡madre mía que problema!), por lo menos a las mentes más privilegiadas que el fútbol es absolutamente nada. Como verá estoy diciendo que en el adelanto tenemos el atraso; no obstante ya el pueblo del Brasil está pidiendo infraestructura sanitaria, educacional y demás servicios sociales. Que ya no quieren trofeos, dicen, que quieren comida y dejarse de jolgorio, dicen también, pero, con algaradas en las calles además. ¡Es increíble que un país  octavo-mundista reaccione así a instalarse en la sabiduría! ¿Será posible que un país salvaje he incivilizado hasta el punto de llevar a clímax sobrehumano, mas allá de todo interés, al  futbol, sea el primero que se quite de encima ese atraso, calamidad lavadora de cerebros? Yo estoy muy esperanzado. Si se acaba el futbol en Brasil seria una vergüenza camellil que no se acabara en Europa, América del norte y países de Asia civilizados, como Japón y demás. Es una hecatombe cataclísmica respecto del avance humano, saber que en el epicentro de grandes desiertos de arena se juntan dieciocho o veinte negros ante un televisor (que ni se sabe como llegó allí) a ver futbol con las camisetas de su equipo preferido, que tampoco se sabe como llegaron a esa latitud. Se canta gol y penalti a la profundidad máxima a que esté el submarino, en el techo máximo en el que el avión vuele, en la tribu más recóndita de la tierra; y así la humanidad no puede seguir tonta de baba. El más mentiras que hinca, dice que el pueblo no es tonto treinta veces en media hora. ¡Claro! Ultra mentiroso es todo el que diga, el pueblo no es tonto. Tontos son todos los pueblos de la tierra; es condición de ellos la estupidez cretina generalizada, o, serían otra cosa, que no, pueblos (incluimos Vegueta, Triana y Ciudad Jardín; por ser tres grandes enclaves “educados” respectivos a los mas grandes núcleos, de este mundo, donde, el 99 % son igualmente tontos.

Consiguientemente en ascuas seguirá estando el asunto, hasta ver si se pronuncia “el certero opinador”. Dudo que haya muchos hombres en este mundo no enamorados platónicamente de un jugador y hasta de varios ¡¡Pobres mujeres!!. No tienen ustedes cantidad donde bien elegir. No somos muchos los toletes sin unos colores ni un equipo. En poquísimos domicilios del mundo faltan carteles en las paredes, de hombres en pantalón corto (cuestionando falta de amor íntegro a la mujer de esa casa; puede que de ella no haya una foto, mientras que de Ronaldo hay una cartelera variada de cine); casi siempre peloteros; pueden ser también baloncestistas y etc.

No hay comentarios: